Archivo de la etiqueta: verde

Los condimentos más picantes

Esta es una pequeña selección de las especias que más ayudan a dejarnos la boca dormida con su picor. Quiero explicaros un poco para lo que son empleadas y sobre todo desenmascarar algunos tópicos que no son del todo ciertos.

Pimienta: Tres tipos de pimienta son los que se pueden obtener según el tratamiento de las semillas: negra, blanca o verde. La primera adereza, ya sea en polvo o en grano, carnes en general, dado su sabor fuerte y característico. ¿Quién no ha oído hablar de la salsa a la pimienta?
• La Pimienta negra se recoge a la mitad de su maduración. Es la más usada desde la antigüedad.
• La pimienta blanca es grano totalmente maduro sin cáscara. Un poco más suave que la negra también es muy utilizada.
• La Pimienta verde son granos totalmente sin madurar. A diferencia de las anteriores se consume más en grano que en polvo y es algo rara en encontrar.
La pimienta rosa o rosada no debe de confundirse, pues es un tipo de baya rosada, que en grandes cantidades es tóxica. La pimienta roja no es sino chile en polvo.

Pimentón: Si quieres decorar tus platos con un poco de color además de conseguir un sabor entre picante y dulce, ésta es tu especia. Y si eres amante del pulpo a la gallega, patatas a la riojana, chorizo, incluso patatas bravas, no hay nada más que añadir… Es un polvo de color rojo, que se obtiene tras la desecación y molienda de determinadas variedades de pimiento rojo. Se utiliza en cantidad de platos españoles, aunque también es muy apreciado en la cocina húngara.

Cardamomo: Muy utilizado culinariamente, sobre todo en la India, para agregar un sabor picante a las comidas a base de arroz. Los árabes, en cambio, lo utilizan en el café. Sus frutos secos aparecen en la mayoría de postres, elaboración de repostería, carnes, algunas bebidas y licores. Es de las especias más caras.

Mostaza: Es un condimento hecho a base de varias especias molidas junto con vinagre y vino, de sabor fuerte y picante. Aparte de ser un acompañante especial de hamburguesas y salchichas, puede usarse como parte de vinagretas y en otros platos a los que se quiera añadir un sabor más especial.

Raquel Campaya

Anuncios

El té o el café

Cuando terminamos de comer o incluso en el desayuno, algunos dudamos si tomar té o café, otros tienen un favorito y a otros no les gusta ninguno de los dos… ¿Cuál es más excitante? ¿Qué té es desaconsejable tomar antes de dormir? ¿Cuál es la verdadera diferencia entre ambos? Hace tiempo escuché que si cierras los ojos y te tapas la nariz y bebes té o café, eres incapaz de diferenciarlos, porque la teína y la cafeína son análogas. ¿Es esto cierto o forma parte de un mito más de nuestra vida?

El té más excitante es el negro, por lo que no deberá de tomarse antes de echar un sueñecito ya que el cuerpo pedirá marcha…, sin embargo si lo comparamos con el café, este último es aún más excitante en una proporción café / té de 60/25 de mínima y 120/100 mg de máxima de cafeína. Si rebuscáis por la red, encontraréis que el té negro tiene más cafeína que el propio café, pero entonces… ¿cómo es posible esta relación? La solución la tenéis en la cantidad de planta necesaria para la preparación de una taza de té, que es menor que para la preparación de una taza de café. Además, durante la fermentación el té aumenta su contenido en teína hasta un límite y luego desciende si se produce postfermentación, consiguiendo que por ejemplo el té verde tenga una cantidad tan pequeña de dicha sustancia.

En “elcocinillas” somos más de té que de café, aunque bueno, si es por votos no habría empate porque a mí me gustan los dos y a Luis sólo el té… pero creo que es más beneficioso y hay más donde elegir, aunque también hay gran variedad de cafés. Más adelante os iré introduciendo en el maravilloso mundo del té, explicando las propiedades de cada tipo: negro, rojo, verde, blanco. Y si algún día tenéis tiempo, os podéis pasar por el Tea Shop y degustar el té del día, o simplemente disfrutar del agradable aroma que desprende la tienda.

Raquel Campaya